A partir del lunes, los restaurantes en Yucatán podrán cerrar a las 23 horas, así que sus trabajadores contarán con un permiso especial para estar en la calle hasta las 12:30. Así lo anunció el gobierno del estado; y advirtió que a quien haga mal uso de esta medida, se le impondría una multa que alcanzaría hasta 89 mil pesos.

Como se recordará, a razón de la pandemia se implementó una restricción a la movilidad de 5 a 23:30 horas. La nueva disposición, detallaron en un comunicado, es resultado de las reuniones que las autoridades han sostenido con empresarios del sector restaurantero.

Para tramitar dicho permiso, el propietario o representante legal del establecimiento debe enviar un documento con los datos de los vehículos que requerirán el holograma de permiso, dirigido a Jaime David Victoria Palma, director de Protección contra Riesgos Sanitarios de la Secretaría de Salud de Yucatán (SSY).

“Vale la pena mencionar que el portador de dicho holograma será responsable de su correcto uso y deberá identificarse ante las autoridades que así lo requieran como trabajador o representante de la empresa restaurantera respectiva”, expusieron.

Vía La Jornada Maya

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here